PARO DE DOCENTES UNIVERSITARIOS

LA ULTIMA VOTACION DOCENTE ESTABLECIO POR AMPLIA MAYORIA (92,9% DE LOS VOTOS) EL MANDATO DE PROFUNDIZAR EL PLAN DE LUCHA EN COORDINACION CON OTRAS ASOCIACIONES DE BSE DEL PAIS. EL CONSEJO DIRECTIVO DE LA COAD REUNIDO EL DIA LUNES 12 DE ABRIL RATIFICO ESTA DECISION Y CONVOCA A TODA LA DOCENCIA DE LA UNIVERSIDAD NACIONAL DE ROSARIO A UN PARO DE ACTIVIDADES PARA ESTE JUEVES 15 Y VIERNES 16 DE ABRIL EN COORDINACION CON LA FEDERACION CONADU HISTORICA
DECLARACION DEL CONSEJO DIRECTIVO DE COAD ANTE LA SITUACION SALARIAL
Tras cuatro años de políticas neoliberales implementadas por la alianza Cambiemos y un año de gobierno del Frente Todxs signado por la pandemia, se profundizó la transferencia de ingresos hacia los sectores concentrados de la economía. De este modo, la Argentina de hoy es un país más desigual. No se trata de un fenómeno natural sino de intereses contrapuestos que tiene sus raíces en el modelo de producción y distribución de la riqueza de nuestro país. A su vez, estos últimos meses, se recrudeció la ofensiva de lxs grandes empresarixs mediante el aumento de precios; los intentos del gobierno, hasta ahora, han sido insuficientes para contenerla.

A lxs docentes universitarixs nos pasa lo que al conjunto de lxs trabajadorxs y sólo si resistimos y nos unimos podremos revertir esta situación. La fuerte caída en el poder de compra de nuestros salarios desde agosto de 2015 al presente (cuadro 1) se expresa en la precarización del trabajo docente y de nuestras condiciones materiales de vida. En el marco del último año y medio (cuadro 2), la pérdida en el poder adquisitivo de nuestros salarios contrasta con el esfuerzo que hemos realizado para sostener la Universidad Pública en el contexto de pandemia.
Cuadro 1. Se observa la evolución de la pérdida de salario, medida como la diferencia entre el salario real si éste siguiera desde marzo el ritmo de actualización de los precios y el salario real efectivamente percibido.
Cuadro 2. Luego del incremento salarial que remplazó la cláusula gatillo de marzo de 2020 de 9.7%, se  registraron los siguientes aumentos correspondientes al año paritario 2020: mayo 3.3%; junio 3%; y octubre 7%, enero 2% (2021), febrero 4% y marzo 4%.
La oferta realizada por el Gobierno Nacional el pasado 7 de abril resultó absolutamente insuficiente y fue rechazada por el conjunto de las federaciones que asistieron a la paritaria (paritaria de la que, recordamos, se excluyó a la Federación Conadu Histórica, quedando miles de docentes de todo el país sin representación en la negociación salarial). Esta propuesta consistía en un incremento en 8 cuotas no acumulativas desplegadas a lo largo del 2021 y el 2022 cuya suma equivalía a 33% de punta a punta del período (abril de 2021 – febrero de 2022). No establecía ninguna cláusula de revisión salarial, a diferencia de lo acordado con CTERA para lxs docentes del resto de los niveles educativos. Según esta propuesta rechazada, recién en noviembre se percibiría un aumento del 18%. Esta cifra es lo que hoy necesitaríamos para, al menos, recuperar lo perdido desde diciembre de 2019 hasta el presente.

Con esta propuesta, el salario básico del/la docente auxiliar de primera de jornada laboral completa no alcanzaría la Canasta Básica Total (CBT). Es decir, permanecería debajo de la línea de la pobreza. Asimismo no incluía cláusula gatillo como reclamamos desde COAD. Si analizamos con detenimiento la oferta se observa que en el transcurso del 2021 sólo contemplaba percibir un incremento total de 20% (el aumento de diciembre se cobra en enero). A su vez, sólo establecía dos cuotas de aumento que suman 10% en el primer semestre que son las que impactan en el aguinaldo de mitad de año y en el aumento de las jubilaciones pautado por ley para el mes de septiembre del presente año.
El Consejo Directivo de COAD reafirma las demandas y reivindicaciones que definimos lxs docentes en las asambleas de febrero y marzo:
– Establecer el salario básico del/la docente auxiliar de primera de jornada laboral completa en el nivel de la Canasta Básica Total (CBT).
– Retomar el concepto de Salario Mínimo, Vital y Móvil, poniendo en el centro del debate lo que debe percibir en efectivo el trabajador o la trabajadora para garantizar derechos básicos como alimentación adecuada, vivienda digna, educación, vestuario, asistencia sanitaria, transporte y esparcimiento, tal como lo establece la “Constitución de la Nación Argentina” en su artículo 14bis.
– En abril, llevar a $60.027 (valor estimado de la CBT) el salario básico del auxiliar de primera de jornada laboral completa que en marzo 2021 es de $47.051,93.
– Para sostener el poder adquisitivo, exigir la implementación de una cláusula gatillo trimestral que actualice nuestros sueldos en función de la evolución de la Canasta Básica Total.
– En el marco de la realización del teletrabajo durante 2020 y de su continuidad, al menos parcial, durante el 2021, exigimos a las autoridades de la UNR un bono compensatorio universal por los gastos en conectividad y en dispositivos tecnológicos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: